Vacaciones a medida

¿Saliste seleccionada para planear vacaciones familiares y no sabes por dónde empezar? Sigue leyendo, porque esta alternativa está comprobadamente muy buena.

Texto y fotos: Francisca Vives

Hay quienes nacieron para organizar todo. Cartas Gant, planner, calendarios con emoticones o archivos excel creados con una dedicación que llega a dar rabia (jaja). Yo, no soy de esas. Mis talentos van por otro lado y cuando se trata de estructurar un plan, simplemente busco en internet con las palabras adecuadas. Para las últimas vacaciones en familia, los conceptos fueron relajo, diversión, niños, playa y todo incluido. El destino estaba elegido con anterioridad. Sería Playa de Carmen. Puse todo en la barra de Google y la primera opción fue Meliá, Paradisus La Esmeralda. Me bastó ver su web y leer un para de opiniones en TripAdvisor para tomar la decisión. Y no me equivoqué. Fueron ocho perfectos días en este complejo de exquisita arquitectura que exudaba elegancia y clase, muy valorado por los adultos. Para los niños, en tanto, cada día era una experiencia diferente, sobre todo gracias al servicio personalizado del Family Concierge, un auténtico concepto Paradisus by Meliá que permite disfrutar de unas inolvidables vacaciones en familia, pues además de la atención personalizada y múltiples facilidades, tiene espacios exclusivos en restaurantes y bares, y excelentes programas de entretenimiento para toda la familia.

Desde el Check-in

Una zona exclusiva recibe a los huéspedes en la amplia y luminosa recepción del sector Family Concierge y cuando llevas casi medio día viajando la atención personalizada e inmediata es algo que se agradece. Así es que mientras los adultos nos encargábamos de los asuntos aburridos durante el check-in, los niños, normalmente inquietos, se sentaron a colorear dibujos en una mesa especial para ellos, mientras se refrescaban con las toallas húmedas y los cócteles de bienvenida muy apetecidos luego de un largo trayecto desde Santiago. A todos nos entregaron unas hermosas pulseras tejidas con un trocito de madera para indicar que éramos invitados, muy, muy diferentes a las habituales cintas de plástico, brillantes y súper evidentes. Un toque de distinción, sin duda.

Family Concierge

Si hay algo que diferenció estas vacaciones de todas las anteriores, fue el  el servicio Family Concierge, ofrecido en exclusivo por el Paradisus La Esmeralda. Puedes acceder a él desde tu reserva online o puedes actualizar tu estadía llegando al hotel. Nuestra concierge familiar fue Fernanda, una dulzura de mujer que gracias a sus atenciones y mimos, se convirtió rápidamente en parte de nuestra familia. Desde el inicio las sorpresas llegaron cada día, como las zapatillas de descanso y bata tamaño mini, además de los artículos de tocador exclusivo de niños. La bañera de hidromasaje exterior con esencias exquisitas para los adultos y globos para los pequeños, o los diferentes aromas con los que Fernanda perfumaba las almohadas de nuestras habitaciones.

Otros beneficios incluidos en este programa son una zona de piscina familiar exclusiva, desayuno, almuerzo y cena a la carta y en lounge privado, Kids Club de 9 a 22 hrs, servicio de habitación 24 hrs; y reservas preferenciales en los restaurantes temáticos, YHI Spa y actividades.

Variedad Gastronómica

Veintidós restaurantes y bares, entre los que hay 5 con premio a la excelencia Wine Spectator, te indican de inmediato que el riesgo de aburrirse con la comida es imposible. Vento (hindú),  Mole (contemporáneo mexicano),  Olio (trattoria y exclusivo de la zona Family Concierge), The Market (rodizzio brasileño) o el Bana Teppanyaki Family (con show Hibachi incluido), fueron algunos de los espacios gastronómicos de lo que disfrutamos cada noche. Sin embargo, si les preguntan a los niños dirán que adoraron aquel donde junto con la comida, el chef lanzaba cuchillos y fuego con una maestría típicamente japonesa.

Club de Niños

En mi acertada búsqueda de hoteles familiares, el club de niños del Paradisus La Esmeralda estaba destacado. Ahora entendemos por qué. Si bien no hay nada más valorado que el tiempo que pasamos en familia, los niños tienen un ritmo que a veces es francamente agotador. Si a los tuyos les encanta conocer y jugar con otros niños, así como emprender las mil y una aventuras con el enérgico personal a cargo, puedes tranquilamente dormir hasta más tarde o disfrutar de un masaje en el Yhi Spa. Y es que la mayoría de los Kids Club son para niños mayores de 4 años, sin embargo la guardería del Meliá Paradisus La Esmeralda cuenta con el Baby club para pequeñitos desde los 12 meses. Los más grandes se aventuran a realizar actividades alrededor de la propiedad, pero cuando todos están dentro del club, juegan juntos.

Lo más destacado

Puede sonar obvio, pero mi experiencia en el Yhi Spa fue encantadora. Siempre me ha gustado el concepto spa, sin embargo con los años he aprendido que no todos son iguales. Este entra en mi categoría de favoritos. Y cómo no si se trata de un espacio de 790 m2 que cuenta con un salón de belleza, cabinas de masaje, saunas seco y húmedo y un equipo de profesionales altamente calificados. Tuve el masaje más relajante de mi vida y luego disfruté de un maravilloso ritual de agua al aire libre con cascadas, piscinas y baños minerales.

Para los niños, y aunque también resulte evidente sus favoritos fueron sin duda el Kids Club y el impresionante parque acuático, que con sus tres piscinas, cubos de agua gigantes que caen desde las alturas cuando están llenos y cinco toboganes, era la cita obligada cada día.

Y para todos en general, uno de nuestros súper favoritos fue la hermosa playa de arena blanca y su mar Caribe de intensos tonos azules. Sobre todo por la entretenida posibilidad de andar en catamarán, hacer snorkeling o kayak, todas actividades incluidas para los huéspedes de forma ilimitada.

Finalmente y no menos importante son las increíbles habitaciones del hotel. Desde 50 a 143 mt2 la más grande, todas son confortables y espaciosas. Nuestra Junior Suite Family Concierge fue la opción ideal para estos inolvidables días en Playa del Carmen. Aunque generalmente se pasa poco en ellas, por lo menos para mi, deben ser lo suficientemente agradables y cómodas para descansar y relajarme. Y en esta suite, envuelta en ropa de cama de muchos hilos y bañera de hidromasaje en la terraza, fue muy fácil hacerlo.

Todo a la mano

La ubicación del Paradisus La Esmeralda en la Riviera Maya es otro de sus puntos fuertes. La propiedad está frente a la segunda barrera de coral más grande del mundo, el Arrecife Mesoamericano. A 2 kilómetros se sitúa la zona peatonal de la Quinta Avenida, que está llena de restaurantes, tiendas y clubs nocturnos. A 13 kilómetros se ubica el parque Xcaret y a 65 kilómetros la Zona Arqueológica de Tulum. Es decir, si quisieras podrías todos los días hacer un paseo por los alrededores.

Para llegar, lo mejor es viajar hasta Cancún. Ell aeropuerto Internacional (CUN) está a sólo 53 kilómetros, lo que hace que dependiendo del tráfico puedan estar en menos de una hora instalados en su habitación. ¿Se puede pedir algo mejor?

Paradisus Playa del Carmen La Esmeralda Información de contacto:

Teléfono: (52) 984 877-3900

Dirección: 5ª Av. Esq Calle 112, Col. Luis Donaldo Colosio Playa del Carmen 77719

E – mail: paradisus.playadelcarmen@melia.com

Sitio web: www.melia.com

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

clear
TOP